No tenía ni una puta idea.

No tenía ni una puta idea

Yo lo dije citando a Benedetti no te salves,
te puedo esperar a la orilla del río y perderte,
pero para perderte,
primero te necesito conmigo.

Te busco, no sé qué busco,
pero déjame buscarte,
soy de los amorosos, de los locos,
(sólo ellos se atreverían amarte).

Por eso, no te salves cariño, no te salves,
pintaré de tus sombras, un Goya,
y de tus luces, una cuadro de Monet.

Cuando Beethoven toque para Elisa
le pondremos tu nombre,
sobre tu cuerpo mojado me recostare,
y en la oscuridad,
bailaremos al compás del verano.

No te salves, le dije,
quiero despertar contigo 21 mañanas,
que te mires al espejo sin maquillaje
y veas como yo, la envidia
que le provocas a Baraka y a sus paisajes.

No te salves, le dije.

— ¡No te salves- salves- salves..!–
contestó el eco, de una calle desolada.

…que locura, creo que no tenía
una puta idea de lo que era arte.

Lucero Alcaraz, MAKA, 26 (2018)

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *